Lifting crural (muslos) y Lifting braquial (brazos) – Cirugía Estética

Inicio > Lifting crural (muslos) y Lifting braquial (brazos)

Lifting crural (muslos) y Lifting braquial (brazos)

Intervenciones encaminadas a corregir la flaccidez cutánea en estas regiones. Puede asociarse o no una lipoaspiración moderada en el mismo acto quirúrgico si además existe un exceso de panículo adiposo a ese nivel.
La cicatriz va siguiendo el pliegue inguinal en el caso de los muslos y en el hueco axilar o en la parte interna de los brazos en el caso del lifting braquial, y en principio debe permanecer allí escondida, aunque en ocasiones puede suceder, que a largo plazo se observe un descenso de la misma de unos pocos milímetros.

Información Importante

¿Se debe ingresar en una Clínica?

Si, entre 1 y 2 días

¿Tipo de anestesia?

general

¿Se lleva vendaje?

Si, una máscara facial

El lifting del brazo, también conocida como braquioplastía, reduce el exceso de piel y grasa entre la axila y el codo, da nueva forma al brazo, deja la piel más lisa y contorneada, lo que produce una apariencia tonificada.

Las oscilaciones en el peso, el envejecimiento y los factores hereditarios pueden hacer que los brazos se vean flácidos. El ejercicio puede fortalecer y mejorar el tono de los músculos del brazo, pero no trata el exceso de piel que ha perdido elasticidad o ha debilitado los tejidos subyacentes y la grasa localizada. Si la
parte inferior de los brazos está flácida debido al exceso de piel y grasa, se indica el estiramiento del brazo.

En el lifting braquial tratamos la reducción del exceso de piel y grasa entre la axila y el codo. Da una nueva forma al brazo, lo que da como resultado una piel más suave con contornos suaves, dando una apariencia más tonificada. Habrá una cicatriz quirúrgica, pero estará en el interior del brazo.

Los candidatos perfectos para un lifting braquial son adultos con flacidez significativa en la piel del brazo, o adultos de cualquier edad, cuyo peso es relativamente estable sin sobrepeso. También personas sanas sin patologías que pueden alterar la cicatrización o aumentar el riesgo de cirugía y no fumadores.

 

Un lifting de muslos es un procedimiento que implica la eliminación del exceso de piel y grasa de los muslos internos o externos. Esto a menudo es deseable después de la pérdida de peso sustancial o bariátrica o en personas para quienes la dieta y el ejercicio no han logrado reducir el exceso de tejido en la parte superior de los muslos. La liposucción se puede utilizar como un complemento para la reconstrucción de la cara interna del muslo. Si está comprometido a mantener un estilo de vida saludable y un peso moderado, puede ayudar a elevar los contornos juveniles que desea.

Debes considerar un estiramiento de muslos si deseas que tus muslos tengan un contorno mejor y más proporcional y una apariencia y tacto más firmes, si te has sometido a cirugía bariátrica o pérdida de peso masiva, si estás angustiado por la piel suelta y flácida de tus muslos, o si tienes dificultades para adaptarte a la ropa debido a los pesados muslos.

Tal vez los efectos del envejecimiento han llevado a la flacidez, la celulitis y la piel suelta en tus muslos. Puede que hayas tenido éxito en un programa de reducción de peso y ahora deseas unos muslos bien formados que reflejen tu figura más proporcional y tonificada. Si has hecho esto, seguramente la ropa no se ajusta bien debido a tus muslos. O quizás incluso tus muslos te hagan sentir cohibido y quieras restablecer tu seguridad en tu cuerpo.

Si tienes buena salud en general, tienes una actitud positiva y expectativas realistas, lo más probable es que seas un buen candidato para este procedimiento.

Los elevadores de muslos no están destinados estrictamente a la eliminación del exceso de grasa. La liposucción sola puede eliminar el exceso de depósitos de grasa donde la piel tiene buena elasticidad y puede adaptarse naturalmente a los nuevos contornos del cuerpo.

En los casos en que la elasticidad de la piel es deficiente, se puede recomendar un levantamiento de muslos junto con una liposucción.

 

El tipo de anestesia es general o peridural para el lifting de los muslos y general para el de los brazos. El tiempo operatorio es de aproximadamente 90 minutos, con un tiempo de hospitalización de 1 ó 2 días. La paciente portará drenajes aspirativos durante el tiempo de hospitalización. Respecto del postoperatorio , se debe llevar una faja de compresión durante tres semanas aproximadamente. Se impone reposo relativo durante los primeros siete días, pero no en cama , pues es imprescindible una movilización precoz de la o el paciente para que no se haga mas lenta la circulación sanguínea. Los hilos de sutura se retiran a los 15 días.

 

Importante resaltar que, como cualquier cirugía de grandes colgajos, este procedimiento presenta riesgos importantes en pacientes que sean grandes fumadoras , por lo que para que se puedan someter a dicha intervención resulta imprescindible un replanteamiento del tabaquismo durante las semanas previas y posteriores a la misma.

El Doctor Gabriel Sesma Ustáriz cuenta con más de 20 años de trayectoria como cirujano estético. Especializado en Microcirugía y Cirugía Estética reparadora basa su filosofía de trabajo en concebir a los pacientes como personas y no casos clínicos. Es miembro de la Sociedad Española de Cirugía Plástica y Estética y, junto con su alto equipo de profesionales, atiende a sus pacientes con el máximo rigor profesional en sus consultas de Barcelona, Zaragoza y Tarragona.